El Milenio de las Mujeres

Artículo publicado en la revista BUENA VOLUNTAD Mujer, enviada a las Naciones Unidas en marzo de 2011.

En un justo homenaje al ente humano, que entre tantas virtudes posee el don de darnos la vida, escogí algunos fragmentos de mi libro O Capital de Deus [El Capital de Dios], de la Editorial Elevação. Antes de transcribirlos, quiero destacar que hay muchas formas de ser madre, como escribí en el periódico Correio Braziliense, en 1987: aun que no lo sea por el carácter carnal, ya que existen otras sublimes maneras de serlo, inclusive dar a luz grandes conquistas en pro de la Humanidad. Espero que les guste.

shutterstock

Es notable la sensibilidad femenina también para con los temas trascendentales. Mirando las perspectivas de los próximos años, en que, por fuerza del instinto de subsistir, las conciencias podrán mostrarse más fecundas a todo lo que se refiere a la ascensión moral y espiritual, invité — en las diversas oportunidades en que me dirigí al pueblo, durante aquellos dos días, en el Templo de la Buena Voluntad, en la sede del ParlaMundi de la LBV y en la Plaza Alziro Zarur*1, en Brasília, capital federal de Brasil, frente al Conjunto Ecuménico de la Buena Voluntad — a los que me privilegiaron con su aprecio, en el año 2000, a darle la bienvenida al Milenio de las Mujeres.

En aquella ocasión, vi, con atención, la entrevista concedida a la emisora Boa Vontade TV por la inolvidable escritora Heloneida Studart (1932-2007), quien habló sobre el relevante papel que ellas han asumido en el ámbito de la mejora de la calidad de vida:

“El feminismo siempre ha sido el mismo, pero se ha enriquecido con nuevas reivindicaciones. Hay un ala, principalmente en el Primer Mundo, que ahora está involucrada en la lucha contra la pobreza, un fenómeno creciente, al contrario de lo que podía imaginarse antes, que golpea, de manera muy dura y cruel, a las mujeres, mucho más que a los hombres. Ellas trabajan en el hogar y fuera de él y sufren en la propia piel todas las necesidades de su familia (...). Cuida al hijo enfermo que no tiene medicina, se preocupa porque no puede darles vitamina a los hijos y no tiene cómo comprar frutas, ve la cuenta de la luz, que de nuevo está atrasada...

“La ONU dispone de una estadística según la cual la mujer pobre trabaja más que el hombre, porque actúa en varios frentes: en el hogar, en la calle, en la empresa, o sea, están activas una gran cantidad de tiempo cada día. En general, cuando salen para su empleo, ya han trabajado dos o tres horas en la casa y, al regresar al hogar, todavía tienen otras tareas que ejecutar. El aumento de los espacios de ocio para ellas, con la disminución de la carga laboral, es una reivindicación del llamado nuevo feminismo”.

Touché, querida Heloneida.

La Mujer y la estabilidad del mundo

No hay forma de impedir — como a algunos les gustaría hacerlo aún hoy, de forma velada — la destacada y fructífera participación de ellas en los diversos sectores de la sociedad para que el progreso alcance pleno éxito en magnífica cruzada de rescate de la ciudadanía, de acuerdo con lo que expuso la dra. Heloneida. Adhesión esa que naturalmente incluye a los que gestionan las acciones político-gubernamentales, en las que resulta esencial el aliento renovador de la Espiritualidad Ecuménica, sin lo cual la eficiencia permanecerá por debajo de lo que el pueblo anhela.

La Mujer, el lado más hermoso de la Humanidad, singulariza el fundamento de todas las grandes realizaciones. Lo que nos constituye físicamente se genera en su vientre (...). Componentes del género femenino se traducen en elemento preponderante para la supervivencia de las buenas causas. Organizaciones estables cuentan con mujeres estables. (...) Mi propósito aquí es destacar lo primordial que es para la evolución humana y la seguridad del mundo la misión de la Mujer (...). Nuestros primeros pasos en el desarrollo de la ciudadanía son guiados por ella, que nos lleva de la mano. La estabilidad del mundo comienza en el corazón del niño. Por ello, en la LBV practicamos, desde hace tantos años, la Pedagogía del Afecto*2.

Hay mucho que aprender con el prójimo

En Globalización del Amor Fraterno*3, mensaje remitido a la ONU, en 2007, consideré:

Nunca como ahora ha sido tan imprescindible unir los esfuerzos de los ambientalistas y sus detractores, como también trabajadores, empresarios, economistas, la gente de los medios de comunicación, sindicalistas, políticos, militares, abogados, científicos, religiosos, escépticos, ateos, filósofos, sociólogos, antropólogos, artistas, deportistas, profesores, médicos, estudiantes, amas de casa, jefes de familia, barberos, manicuras, taxistas, basureros y demás segmentos de la sociedad, en la lucha contra el hambre y por la conservación de la vida en el Planeta. El tema se ha vuelto dramático, y sus perspectivas, trágicas. Por los mismos motivos,

urge el fortalecimiento de un ecumenismo que supere barreras, aplaque odios, promueva el intercambio de experiencias que instiguen la creatividad global, corroborando el valor de la cooperación social y humana de las alianzas, como es el caso de las cooperativas populares, en las que las mujeres tienen gran desempeño, destacado el hecho de que están efectivamente en contra de los desperdicios. Hay mucho que aprender los unos de los otros. El camino distinto, ya está comprobado, es el de la violencia, el de la brutalidad, de las guerras, que invadieron los hogares en todo el mundo. En resumen: cada vez que venzamos la arrogancia o prejuicios, existirá siempre lo que asimilar de justo y bueno con todos los componentes de esta amplia “Arca de Noé”, que es el mundo globalizado de hoy.

La escritora y filósofa francesa Simone de Beauvoir (1908-1986), inspirada, llegó a una feliz conclusión:

“— No hay una pulgada en mi camino que no pase por el camino del otro”.
(...)

El milagro de las amas de casa

No hay mejor financista que la madre de familia, el ama de casa, que muchas veces tiene que cuidar de su minúsculo presupuesto, realizando verdaderos milagros, de los cuales somos todos testigos, desde el más influyente Ministro de Hacienda al ciudadano más humilde. Sobre todo en el sector de la Economía, que no puede dejarse pillar cometiendo el grave delito de olvidar el espíritu de Solidaridad, la acción de la Mujer es basilar.

Mohammad Ali Jinnah (1876-1948), jurista y político, fundador de Paquistán, en un discurso que hizo en 1944 en la Muslim University Union, destacó:

“— Ninguna nación podrá surgir a la altura de su gloria a menos que las mujeres estén lado a lado con los gobiernos”.

El Alma de la Humanidad

Para concluir, les presento un fragmento de otra página — “A Mulher no conSerto*4 das nações” [La Mujer arreglando naciones] — que igualmente remití a la ONU, en nueva oportunidad, la cual la tradujeron a sus seis idiomas oficiales, en ocasión de la “51ª Sesión sobre la Condición de la Mujer”, en 2007, en la sede de las Naciones Unidas, en Nueva York, Estados Unidos. El evento siempre cuenta con la presencia de la LBV, que lleva a las delegaciones del mundo su palabra de Paz, como lo que sucede una vez más este año:

El papel de la Mujer es tan importante, que, a pesar de todas las obstrucciones de la cultura machista, ninguna organización que quiera sobrevivir — sea religiosa, política, filosófica, científica, empresarial o familiar — puede renunciar a su apoyo. Pues bien, la Mujer, acariciada por el Soplo Divino, es el Alma de todo, es el Alma de la Humanidad, es la buena raíz, la base de las civilizaciones, la defensa de la existencia humana. ¿Qué madre desea ver su hijo muerto en una guerra? ¡Ay de nosotros, los hombres, si no fuera por las mujeres esclarecidas, inspiradas, iluminadas!

Nuestras afirmaciones encuentran eco en las del educador norteamericano Charles McIver (1860-1906) que nos decía:

“— El camino más económico, fácil y seguro para la educación universal es educar a las mujeres, aquellas que se convertirán en las madres y profesoras de las generaciones futuras”.

La verdad sea dicha, ningún hombre realizaría algo realmente valioso en favor de la Paz si no tuviera, de un modo o de otro, la inspiración femenina. Realmente, pues, “si usted educa a un hombre, educa a un individuo, pero, si educa a una mujer, educa a una familia”. Efectivamente, McIver.
(...)

Ley Maria da Penha

Todos los días tenemos la magnífica oportunidad de evolucionar moral, social y espiritualmente, acercándonos a la época en que viveremos en una sociedad verdaderamente solidaria. Sin embargo, el 2009 ya ha empezado con sucesos que no enriquecen nada la trayectoria humana.

La continuación de las guerras, de la pobreza y otros absurdos tales como la violencia contra la Mujer siguen desafiando a tantos idealistas que se dedican al bien común.

Datos aterradores

La Agência Brasil divulgó, conforme datos de la Fundación Perseu Abramo, que cada 15 segundos una mujer es golpeada en nuestro país: “De acuerdo con la ministra de la Secretaría Especial de Políticas para las Mujeres, Nilcéa Freire, la violencia contra las mujeres contempla desde el aspecto físico hasta el psicológico, dentro y fuera de su casa. (…) En entrevista al programa ‘Bom Dia Ministro’ [Buenos Días, Ministro], la ministra dijo que no hay forma de afirmar si la violencia contra las mujeres ha aumentado. Sin embargo, señaló que el número de denuncias creció y debe de ser cada vez mayor. Según ella, eso se debe a la respuesta de las mujeres a la Ley Maria da Penha y a las campañas de incentivo a la denuncia de agresiones. La ministra manifestó que es importante que la sociedad tome conciencia de que la violencia contra la mujer no es un problema sólo de mujeres. Para Nilcéa, otra campaña — Hombres por el Fin de la Violencia — tiene el objetivo de que la población masculina tome conciencia sobre el problema y de recaudar firmas de hombres que no aceptan la violencia contra la mujer. ‘De nada vale ilusionarnos de que vamos a enfrentar la violencia contra las mujeres sin la colaboración de los hombres. Sin que los hombres entiendan que la violencia contra las mujeres los perjudica, perjudica a sus familias, a sus hijos. Es necesario que ellos participen activamente. Es eso: necesitamos no süIMG src="http://bdi.ds.boavontade.com/inc/imagem.php?p_oid=222723" align=left name=29852|2|Maria_da_Penha_Maia_Fernandes>?lo la solidaridad de los hombres, sino que ellos tengan un papel activo’”.

De hecho, porque dignificar a la Mujer valoriza al Hombre, dignificar al Hombre valoriza a la Mujer.

Contra la impunidad

Un avance en lo que se refiere a eliminar de nuestro entorno la impunidad de los agresores fue la indemnización que recibió Maria da Penha Maia Fernandes, 63 años, quien le da el nombre a la ley que sanciona con más rigor a los que practican violencia contra la Mujer. La ley fue promulgada por el presidente Lula, en el 2006. La relatora en la Cámara Federal fue la dra. Jandira Feghali, actualmente secretaria de Cultura del municipio de Rio de Janeiro. El artículo de Kamila Fernandes, de la Agencia Folha, publicado el 13/3/2008, resume la lucha de esa brasileña: “(...) En 2001, Maria da Penha obtuvo una victoria en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA (Organización de los Estados Americanos), que determinó que el Estado de Ceará le pagara a ella una indemnización de US$ 20 mil por no haber sancionado judicialmente al hombre que la agredía y que aun intentó matarla: su ex esposo. (...) El valor de la indemnización no es suficiente ni para cubrir los gastos médicos que tuvo Maria da Penha después de los intentos de homicidio. ‘Pero el significado va mucho más allá: tiene un alcance internacional contra la impunidad’, declaró ella a la Folha”.

Ciudadanía solidaria ya

En mi obra Reflexões da Alma [Reflexiones del Alma], de la Editorial Elevação, comento que „Ÿ la fase de fragilidad moral del mundo está tan avanzada que, para acabar con la violencia, sólo existe una medicina fuerte: la de la escalada de la Fraternidad Solidaria, aliada a la Justicia, en la Educación. Por ello, espiritualizar ecuménicamente a la enseñanza es un poderoso antídoto contra la agresividad. Hablando de la “Señora de los Ojos Vendados”, vean este ilustrativo pensamiento del ensayista francés Luc de Clapiers, Marqués de Vauvenargues (1715-1747):

“No puede ser justo quien no es humano”. Por ende, tampoco puede ser feliz. El Apóstol Pedro, en su Primera Epístola (4:8), predicaba, diciendo: “Haya, sobre todo, ferviente Caridad entre vosotros, porque el Amor cubre una multitud de pecados”. Renovar es — con ardiente Solidaridad, o sea, con pasión y compasión, Buena Voluntad y Fe que Realiza — sacudir las almas, despertar los espíritus, iluminando su conciencia, sin llevar a los individuos al derrame de sangre, al dolor o a la muerte. Casi dos milenios después, Gandhi (1869-1948), el ícono indio de la filosofía de la no violencia, genio inspirador del gran Martin Luther King Jr. (1929-1968), declaró: “Cuando el Hombre llega a la plenitud del Amor, neutraliza el odio de millones”. Y, como lo hizo el mismo Mahatma, le indica al pueblo el camino de la liberación.

PD — Cuando hablo sobre Amor, no lo confundo con la aceptación cobarde de lo que no es ético. Por el contrario, el ejercicio del Amor exige el sentimiento perfecto de justicia. Tener Caridad no significa complacencia con comportamientos criminosos impunes capaces de avergonzar a una sociedad que se valora.

___________________________

*1 Plaza Alziro Zarur — Iniciativa de Paiva Netto que contó con la colaboración del Matrimonio de Legionarios Noys y Haroldo Rocha, actualmente en Portugal.

*2 Pedagogía del Afecto — Se trata de uno de los segmentos de la propuesta educativa (que incluye también la Pedagogía del Ciudadano Ecuménico), creada por Paiva Netto, cuya metodología se aplica con éxito en la red de enseñanza y en los programas socioeducativos desarrollados por la Legión de la Buena Voluntad, en Brasil y otros países. Ambos “se basan en los valores nacidos del Amor Fraterno, que trajeron a la Tierra diversas luminarias, entre ellas, sobresaliendo, Jesús, el Cristo Ecuménico, el Divino Estadista”, como afirma Paiva Netto. En la Pedagogía del Afecto, el enfoque se pone en los niños de hasta 10 años de edad, aliando el sentimiento al desarrollo cognitivo de los chiquitines, de forma tal que cariño y afecto impregnen todo el conocimiento y los entornos de sus vidas, inclusive el escolar. La Pedagogía del Ciudadano Ecuménico está orientada a la educación de adolescentes y adultos, preparando al individuo para vivir la Ciudadanía Ecuménica, basada en el ejercicio pleno de la Solidaridad planetaria.

*3 Globalización del Amor Fraterno — Publicada en portugués, francés, inglés, español, italiano, alemán y esperanto, la revista fue especialmente remitida por Paiva Netto a la reunión del High-Level Segment 2007, del Consejo Económico y Social de Las Naciones Unidas (Ecosoc) — en el cual la LBV ocupa la posición consultiva general — realizada en el Palais des Nations, oficina central de la ONU en Ginebra (Suiza). La recibió con entusiasmo el secretario-general de las Naciones Unidas, Ban Ki-moon, en ocasión de su visita al estand de la Legión de la Buena Voluntad en el evento. El secretario confirmó su apoyo a la LBV al firmar la portada de la revista y consolidó sus votos de pleno éxito en todas las acciones emprendidas por la Institución.

*4 A Mulher no conSerto das nações [La Mujer arreglando naciones] — En la Lengua Portuguesa, en líneas generales, conCerto significa espectáculo musical, acuerdo (inclusive político), armonía (concierto). Ya conSerto quiere decir reforma, reparo, restauración (arreglo). Por ello, Paiva Netto, al inicio de su documento, explica: “Ante todo necesito hacerles una aclaración sobre la palabra ‘conSerto’ grafiada con ‘s’ en el título de este artículo en portugués. No se trata de un error o distracción: es ‘consertar’ [arreglar], porque de la forma en que se encuentra el mundo, antes de verse afectado con el calentamiento global, es mejor que los géneros confraternicen, unan fuerzas y realicen el arreglo urgente de lo que amenaza romperse, porque, de lo contrario, podremos terminar nuclear o climáticamente cocinados en una caldera fenomenal: el Planeta que habitamos. (...) Para no hablar del amenazador bioterrorismo”.

José de Paiva Netto, Director Presidente de la Legión de la Buena Voluntad (LBV), es escritor, periodista, conductor de radio, compositor y poeta brasileño. Además, es miembro efectivo de la Asociación Brasileña de Prensa (ABI, siglas en portugués) y de la Asociación Brasileña de Prensa Internacional (ABI-Inter, siglas en portugués). Afiliado a la Federación Nacional de los Periodistas (FENAJ, siglas en portugués), a la International Federation of Journalists (IFJ), al Sindicato de Periodistas Profesionales del Estado de Rio de Janeiro, al Sindicato de Escritores de Rio de Janeiro, al Sindicato de los Profesionales de Radio de Rio de Janeiro y a la Unión Brasileña de Compositores (UBC). Integra también la Academia de Letras de Brasil Central. Es un autor de referencia internacional en la defensa de los derechos humanos y en la conceptualización de las causas de la Ciudadanía y de la Espiritualidad Ecuménicas, que, según él, constituyen “la cuna de los más generosos valores que nacen del Alma, la morada de las emociones y del raciocinio iluminado por la intuición, el ambiente que abarca todo lo que trasciende el campo común de la materia y proviene de la sensibilidad humana sublimada, como ejemplo de la Verdad, de la Justicia, de la Misericordia, de la Ética, de la Honestidad, de la Generosidad, del Amor Fraterno”.