Tomar conciencia hoy…

…antes de que sea tarde para los inquilinos de la Tierra.

Muy oportuno el tema de la Reunión de Alto Nivel del Consejo Económico y Social (ECOSOC) de las Naciones Unidas en 2018 —“De lo global a lo local: apoyando a sociedades sostenibles y resilientes en comunidades urbanas y rurales”—, realizada del 16 al 19 de julio, en Nueva York, Estados Unidos. La Legión de la Buena Voluntad (LBV) ha trabajado en sintonía con ese tema de maneras diversas, con especial atención a las poblaciones en situación de vulnerabilidad social, capacitándolas y empoderándolas para que logren reaccionar a las dificultades socioeconómicas, así como a las de orden personal que tantas veces las afligen y, así, construir un futuro mejor no sólo para sí mismas, sino también para las generaciones futuras.

De acuerdo con nuestra contribución para fomentar la conciencia ambiental en todas las poblaciones, también desde hace décadas vengo insistiendo que la destrucción de la Naturaleza es la extinción de la raza humana. Es evidente que esto no es solo una frase para llamar la atención de la Humanidad, siempre apresurada y, muchas veces, rumbo a su propio exterminio.

Shutterstock

En general, los seres humanos se mueven como si no existiera un mañana. De esta manera, dejan de evaluar el resultado futuro de sus acciones del presente. Es preocupante, porque cuando los efectos devastadores de la mala siembra llegan, el cuadro puede ser irreversible o estar acompañado de enormes perjuicios.

Sostenibilidad es una palabra de moda, sin embargo, ¿actuamos de acuerdo con su significado? Los problemas relacionados con los recursos naturales aumentan cada día. ¡Vean la reducción en los depósitos de agua en diferentes ciudades brasileñas y del mundo!

De vez en cuando llegan a nuestro conocimiento estudios que demuestran que cualquier acción salvaje contra el medio ambiente siempre trae algún tipo de desequilibrio local o en lugares distantes. Aún así, los árboles siguen siendo una “molestia” u objeto de codicia sin fin en la Amazonía, la Mata Atlántica o en cualquier lugar del planeta. ¿Hasta cuándo?

Guerra a los plásticos en los océanos

En los últimos veinte años la proliferación de materiales desechables y microplásticos usados en cosméticos y en productos de higiene se ha convertido en una emergencia mundial, al punto de que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) ha lanzado, en febrero de 2017, la campaña global #MaresLimpios. Durante cinco años, la iniciativa llevará a cabo acciones para combatir la basura en los océanos, compuesta entre un 60% al 90% por varios tipos de plástico, de diferentes tamaños y en las más diversas etapas de degradación.

divulgação
UN Photo/Mark Garten

Erik Solheim

La situación es extremadamente grave. Se estima que, si no ocurren cambios significativos en el escenario actual, en 2050 habrá más plástico que peces en los océanos (medida calculada en peso). Como muy bien advierte Erik Solheim, Director Ejecutivo de la ONU Medio Ambiente y responsable de la campaña: “Ya es momento de abordar el problema del plástico que invade nuestros océanos. La contaminación por plásticos navega ya por las playas de Indonesia, se instala en el fondo del océano en el Polo Norte y llega a nuestras mesas a través de la cadena alimentaria. Hemos permanecido al margen demasiado tiempo; es un problema que ha empeorado y debe ser detenido”.

La esperanza está en que el pueblo —en todo el planeta, desde las personas más simples hasta las que dirigen las naciones— tome actitudes decididas de preservación de nuestra especie. Si las cosas siguen como están, en el futuro podremos leer anuncios como este: “Quedan algunos especímenes humanos en tal localidad. La región, antes llena de vida, se convirtió en hostil, siendo totalmente perjudicada por la sequía y por la falta de visión de sus habitantes”. Puede ser chocante, pero los hijos y nietos de la generación actual piden auxilio a aquellos que hoy gastan, de manera condenable, lo que el planeta les ofrece.

Hawking: colonizar el espacio para sobrevivir

Divulgação

Stephen Hawking

El reconocido astrofísico inglés Stephen Hawking (1942-2018) llegó al punto de afirmar al sitio web Big Think que “nuestra única oportunidad de supervivencia a largo plazo no es permanecer inmóviles en el planeta Tierra, sino moverse hacia el espacio”. Y continúa: “Veo un gran peligro para la raza humana. Hubo veces, en el pasado, en las que la supervivencia [humana] fue incierta. (...) Nuestra población y el uso de los recursos finitos del planeta Tierra están creciendo exponencialmente, bien como nuestra capacidad técnica para cambiar el entorno para bien o para mal”, dijo Hawking.

También se debe destacar que muchas personas idealistas y pragmáticas han dado voz activa a la fauna y a la flora que nos rodea. Es necesario que esta conciencia se multiplique por todas partes, empezando por los niños, en el hogar y en las escuelas.

Calmar las tormentas

Con confianza, rogamos a Dios que calme las intemperies meteorológicas, que todos los años hacen sufrir a la gente, en el mundo. Seamos pues ciudadanos conscientes de que, si somos merecedores, Jesús, el Cristo Ecuménico, el Divino Estadista, en persona, nuevamente, hará los prodigios relatados en el Evangelio, según San Lucas, 8:24, cuando el Guía Celestial calma una tormenta.

Tela: James Tissot (1836-1902)

Título da obra: Jesus acalmando a tempestade.

El Maestro de los Milenios vendrá y reprenderá al viento y a la furia del agua, hoy igualmente simbolizada por su escasez. Usufructuar de la bonanza en la actualidad depende de la convivencia armónica con la Naturaleza.

Y concluyo este texto con fragmentos del mensaje “La LBV, Río’92 y los desafíos de Río+20”, que humildemente dirigí a los jefes de Estado de todo el mundo y sus comitivas, así como a los representantes de la sociedad civil presentes en la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible (CNUDS), Río+20, que se celebró entre el 13 y 22 de junio de 2012, en Rio de Janeiro, Brasil. Especialmente para el evento, nos referimos a la revista BUENA VOLUNTAD Medio Ambiente en los idiomas español, inglés, francés y portugués.

ArquivoBV

Personas que luchan

Para que nuestro planeta sobreviva a los efectos de tanta codicia, a lo largo de los siglos, la verdad sea dicha, hemos visto notables esfuerzos de investigadores y de ciudadanos dedicados a mejorar la calidad de vida en todo el planeta. Aliados a las iniciativas que buscan la alimentación saludable, por medio de la agricultura orgánica, medios de transporte alternativos y la protección del medio ambiente, por el reciclaje y por el tratamiento racional de la basura y el aprovechamiento de las aguas de lluvia, excelentes trabajos de científicos y otros estudiosos prometen buenos resultados a corto y largo plazo. Por ejemplo, es intensa la investigación en el área energética, sobre todo con relación a las fuentes renovables y limpias: biocombustible, biomasa, energía azul, energía geotérmica, energía hidráulica, hidroelectricidad, energía solar, energía mareomotriz, energía de las olas y energía eólica, además de otros objetos de estudios poco conocidos y aquellos que ni sabemos aún, que serán descubiertos. La Fe es el combustible de las Buenas Obras.

shutterstock

“No desisten jamás”

Bruna Gonçalves

Destaco, por merecido, el esfuerzo militante por la causa del medio ambiente, de entidades gubernamentales y del Tercer Sector, serias y activas, en Brasil y en el mundo; de multitudes de idealistas que “no tiran la toalla” y continúan en la línea del frente peleando por un planeta realmente mejor.

Nuestro clamor es este: Educar. Preservar. Sobrevivir. Humanamente también somos Naturaleza.

José de Paiva Netto, Director Presidente de la Legión de la Buena Voluntad (LBV), es escritor, periodista, conductor de radio, compositor y poeta brasileño. Además, es miembro efectivo de la Asociación Brasileña de Prensa (ABI, siglas en portugués) y de la Asociación Brasileña de Prensa Internacional (ABI-Inter, siglas en portugués). Afiliado a la Federación Nacional de los Periodistas (FENAJ, siglas en portugués), a la International Federation of Journalists (IFJ), al Sindicato de Periodistas Profesionales del Estado de Rio de Janeiro, al Sindicato de Escritores de Rio de Janeiro, al Sindicato de los Profesionales de Radio de Rio de Janeiro y a la Unión Brasileña de Compositores (UBC). Integra también la Academia de Letras de Brasil Central. Es un autor de referencia internacional en la defensa de los derechos humanos y en la conceptualización de las causas de la Ciudadanía y de la Espiritualidad Ecuménicas, que, según él, constituyen “la cuna de los más generosos valores que nacen del Alma, la morada de las emociones y del raciocinio iluminado por la intuición, el ambiente que abarca todo lo que trasciende el campo común de la materia y proviene de la sensibilidad humana sublimada, como ejemplo de la Verdad, de la Justicia, de la Misericordia, de la Ética, de la Honestidad, de la Generosidad, del Amor Fraterno”.